viernes, 14 de septiembre de 2012

Las lesiones irrumpen en pretemporada.


Un viejo conocido de las pretemporadas baskonistas, las lesiones, han vuelto por Vitoria. ¡Se las echaba de menos! Una pretemporada del Baskonia en la que no podamos culpar a Dusko por lesionar jugadores (se rumorea que en verano, a escondidas, lesionó a Sergi Vidal, y dicen que está detrás también de la rotura de un dedo de Zisis), no es una pretemporada, y ya se empezaban a oir rumores de que el montenegrino se había ablandado... ¡¡No podía ser!!


Veréis que lo tomo a risa... risas por no llorar. Porque de todas las posiciones que tiene el Baskonia, ha ido a lesionarse el jugador más insustituible del equipo. No caería un base, no, que tenemos tres... No caería un alero, no... que tenemos cinco. Cae un pívot, un cinco... No, un cinco no, EL CINCO. Si, Pleiss está para ayudarle, y Milko puede echar una mano, pero la importancia de Lampe en el equipo de Dusko era capital.

Lampe llego el año pasado a ser jugador franquicia del equipo. Y su fichaje tenía unas expectativas tan altas, que el club optó por mantenerlo en su estructura y esperarle a pesar de sufrir, extrañamente en verano, una lesión muy fuerte de cadera. Lo más sencillo para Baskonia habría sido no pasarle el reconocimiento y buscar otro jugador sano, pero eligió Lampe, y esa decisión puede que fuese uno de los motivos por la que Baskonia no pasó al Top-16 el año pasado. Con el paso del tiempo se recuperó, empezó a jugar y se convirtió en un referente intocable al final de temporada, siendo pilar indiscutible en la semifinal frente al Madrid. Todas las miradas estaban puestas en la evolución del jugador alejado de las lesiones, con una buena pretemporada de por medio, y arrancando de cero con su equipo.

Pero todo se ha torcido desde el principio. Primero, parece que por algún motivo familiar, Lampe no completa una buena recuperación de un esguince de tobillo que no debía de suponer, con un buen tratamiento y fisioterapia, más de mes y medio o dos meses de rehabilitación en ningún caso. Se incorpora a la selección polaca y no llega a debutar. Eso, en si, no me preocupa... Sí me preocupa en cambio qué tipo de entrenamientos o fuerces hizo con la selección para poder echar una mano. Vuelve a Vitoria y pide públicamente a Dusko que le respete su tobillo y le marque un ritmo diferente. Por todos es conocido que Dusko no es de esos... Estás o no estás. Si no estás, recupérate, pero cuando te recuperes, a tope.

Ahora llega una protusión discal. No soy médico ni conozco está lesión... Se la recuerdo a Barac, pero poco más. Ahora bien, en un hombre de tantos kilos, que ha andado cojo durante tres meses y que fue operado de la cadera hace un año, esto puede significar muchas cosas. Cosas que me reservo, porque como no soy médico, ni lo he visto nunca, no quiero pecar de osado (ignorante). En principio se habla de tratamiento conservador de dos semanas. Ojalá ese principio sea de verdad principio y fin.

Su baja es muy importante. Tremendamente importante. Asumo una pretemporada completa sin él, a partir de ahí, perfecto, pero no puedo asumir un inicio de liga sin él. Este año la Euroliga arranca casi con la liga ACB, y el grupo es tremendamente complicado. Si de verdad son dos semanas, podemos esperarle. Si van a ser más, el equipo debe reforzarse. La experiencia traumática del año anterior donde por una mala planificación inicial el baskonia quedó fuerade la euroliga no puede ni debe repetirse. Teniendo las plazas de extracomunitarios libre, no parece complicado encontrar un pívot, pero ojo... pivots hay muchos, pivots del nivel de Lampe, muy pocos.

Esperaremos acontecimientos. Mientras tanto, otro de los pivots, Milko, lleva un tiempo tocado de la rodilla, sin poder jugar con Montenegro. Quiero creer que no será nada...

NOTA: Actualización a las 13.30. Milko regresa de francia para que se le vea bien la rodilla. Sigue la pesadilla

No hay comentarios:

Publicar un comentario