domingo, 4 de julio de 2010

Balance a un año glorioso (IV). LA DIRECCIÓN TÉCNICA


El entrenador. Sin ninguna duda, la valoración más complicada de todas. Vamos a partir de dos análisis, uno objetivo, y otro subjetivo:

Objetivo

El Baskonia ha jugado este año la semifinal de la Supercopa, la semifinal de la copa, la ronda previa a la final four, ha sido segundo de la liga regular y ha sido campeón de liga. Siendo un presupuesto muy inferior al de Madrid o Barcelona desde un punto de vista puramente objetivo la campaña es magnífica. De las de matricula de honor.

Subjetivo

En el aspecto subjetivo, voy a dar mi opinión sincera al respecto:

A. El Baskonia pierde a su triángulo principal del año pasado (Prigioni-Rako-Mickeal), y a su capitán, Sergi Vidal. Perder esta base, hubiese matado a la inmensa mayoría de equipos europeos.

B. Si bien es cierto que las lesiones son parte de este deporte, y que hay que aprender a convivir con ellas, el Baskonia este año ha sufrido de lo lindo. Sólo tres jugadores, San Emeterio, Ribas y Teletovic, se han librado de parar ningún partido, y la mayoría de las lesiones, han sido largas (Oleson, Herrmann, Lior, Barac, Tiago, Marce...). Evidentemente, esto no ayuda a la construcción de ningún equipo.

C. De las nuevas incorporaciones al equipo, sólo Herrmann y Lior tenían una mínima experiencia al más alto nivel europeo. La inmensa mayoría de las incorporaciones sólo conocían la Euroliga en sus fases previas, o las finales ACB por la televisión.

D. Meto todo esto a la coctelera, y me sale un equipo que gana y gana durante todo el año, aunque sufre con los más grandes, que no convence con su juego hasta que llega casi en plenitud a la final ACB, y ahí si, ahí se explaya y convence.

Visto fríamente es lógico que no fuese capaz de ganar a los grandes al principio, y es lógico que no convenciese durante todo el año. Lo que no es tan lógico es que ganase y ganase independientemente de lesiones, adaptaciones y bajas formas, y lo que es una heroicidad mayúscula es que demostrase ese altísimo nivel de juego en la final.

Si, desde el punto de vista subjetivo, también le doy una matrícula de honor a Dusko por el trabajo realizado este año.

Ahora bien, algunas matizaciones que se que me haréis en los comentarios, o que ya me habéis hecho y que me gustaría comentar:

Gorka realizaba una serie de reflexiones en el artículo anterior respecto a Dusko;

1. Hablaba de la gestión de la lesión de Oleson, de porque se incorporó al equipo y jugó esos dos-tres partidos y porque tuvo que ser operado de nuevo. En esa línea, también se ha comentado en el blog la pretemporada de Herrmann o la vuelta de Tiago para jugar dos o tres partidos y perderse la Copa del Rey. A este respecto, yo tengo una opinión muy clara, y es que, en general, son todos los entrenadores los que arriesgan, y no sólo Dusko, y que, en general, este tipo de situaciones suelen salir bien, aunque en ocasiones no ocurre. Por ejemplo, el caso de Oleson, desde mi punto de vista, es calcado al de Sergi Vidal. En las mismas condiciones que Oleson se encontró el catalán, que también fue forzado (con otro entrenador, por cierto) y que terminó pasando por las manos de Van Dijk, para terminar de sanar. Yo lanzo una reflexión al aire...

¿Alguien de verdad cree que Dusko prefiere lesionar a sus jugadores antes que descansarlos dos partidos y tenerlos sanos para el resto de la temporada? ¿De verdad creemos que Dusko lo hace aposta y sin consultar a los médicos? ¿Alimentamos el mito de que Dusko lesiona a los jugadores?

No desde aquí. Al menos, yo no estoy de acuerdo, en absoluto, de que Dusko “lesione” a los jugadores o les fuerce sin sentido. Otra cosa es reconocer a Dusko como un entrenador muy duro, con un nivel de exigencia física muy alto, y que no todos los jugadores son capaces de seguir... pero más allá de esto, y de las consecuencias que se puedan derivar de esta afirmación, niego lo demás... en todos los equipos hay lesionados, en todos los equipos se fuerza y en todos los equipos, y con todos los entrenadores, se pone todo en tela de juicio... ¿O acaso Messina no forzó a Llull? ¿O acaso Xabier Pascual no forzó el año pasado a Navarro en el segundo partido del playoff de Euroliga contra nosotros? Y ejemplos de esos... miles, en todos los equipos.

2. Otro aspecto que se le ha achacado a Dusko durante toda la temporada (casi diría durante toda su carrera) era su falta de riqueza táctica, tanto ofensiva como, sobre todo defensiva (alentada por su negativa al uso de las zonas). Yo niego la mayor nuevamente, y no lo veo limitado, ni en ataque ni en defensa. Dusko ya ha dicho en varias ocasiones, que para el sería mucho más sencillo defender durante cuatro o cinco partidos de la liga regular unos minutos en zona, y con eso acallar todas estas críticas, pero que si no lo hace, es porque no cree en ello, y que él está para entrenar, y no para contentar al público o a la prensa.

Yo creo firmemente que la principal virtud de Dusko es precisamente esa, su firmeza y su fe en sus principios. Todos creemos en nuestros principios, aunque bajo presión, a veces nos adaptamos a otros principios que creemos nos van a beneficiar... (Eso hizo por ejemplo Xabi Pascual en el segundo partido de la final en el Palau). Pero no Dusko. Dusko confía en sus principios y muere con ellos. Es más, los principios de Dusko son compartidos por el presidente del Baskonia, lo cual hace que sean incuestionables para los jugadores.

Pero la grandeza de un entrenador como Dusko no consiste en ser fiel a sus principios, sino en lograr que el grupo crea en tus principios y los aplique. Esa conjunción que se ha dado ya varias veces en Vitoria (y que no depende únicamente del entrenador, sino también del propio club y del entorno), es la que ha forjado la leyenda de Dusko.

Cuando se ficha a un entrenador como el montengrino, se sabe lo que se ficha. Dusko siempre pone las cartas sobre la mesa. Si te gustan las cartas (al Baskonia y a su presidente le gustan) las coges y juegas la partida. Si no te gustan las cartas, te das MUS y pides otras. Pero lo que no se puede hacer, es jugar la baza e intentar cambiar alguna carta. Esas son las cartas, para lo bueno y para lo malo. El que quiera un tres de bastos en vez de un dos de copas, pero con el resto de las mismas cartas, que se de MUS. Dusko con sus virtudes y sus defectos es Dusko, y vistos sus resultados, no este año, sino en toda su trayectoria en Vitoria, es el mejor entrenador que podemos tener.

Acabo el artículo hablando del segundo entrenador del Baskonia, cada año más importante. De momento Ibon Navarro acumula ya dos ligas, y destila trabajo, implicación y conocimientos por todos y cada uno de sus poros. Los viejos del lugar, que hemos visto a Dusko prácticamente ignorar a otros grandes segundos que ha habido en Vitoria, cono Natxo o, sobre todo, Josu Larreategui, le vemos ahora confiar en Ibon, hacerle caso, escucharle, y permitirle la voz en los tiempos muertos. Su scouting y su motivación para los partidos es fundamental, y que nadie dude de que la evolución de alguna de las estrellas del Baskonia (hablo de Mirza sobre todo) es fruto del trabajo de Ibon. Esperemos que siga en Vitoria algunos años más (los necesarios para aprender bien el oficio) y que finalmente demuestre todo lo que sabe como primer técnico en un equipo ACB.

7 comentarios:

  1. Gran detalle acordarte de IBON.
    Este genio merece un artículo entero!

    Buen post, si señor!

    ResponderEliminar
  2. Aupa Joseba,
    Yo soy de la misma opinión que tú, no creo que las lesiones vengan provocadas por los “metodos” Dusko, simplemente suceden como en otros equipos y si que es verdad que en ocasiones y buscando el bien del equipo se fuerza a los jugadores, como pudo pasar con la lesión de Splitter antes de la copa del rey y los partidos que jugo tocado, pero no creo que esto sea responsabilidad única del entrenador… de otro modo, también habría que recordar que por ejemplo a Eliyahu se le ha dejado descansar una vez eliminados de la Euroliga hasta el playoff, tratando de que llegara en las mejores condiciones, estando en juego la segunda plaza de la liga regular y la ventaja de campo tan decisiva con el Madrid en los playoff…
    Por otro lado también se ha notado una mejoría importante del equipo cuando se ha completado la rotación y se ha tenido tiempo para entrenar, además en los playoff se incorporaron variantes tácticas interesantes que junto con una pizca de suerte (siempre es necesaria) se logró el titulo de liga que a mi parecer corrobora la buena dirección técnica llevada este año.
    Apoyo también la mención a Ibon Navarro como técnico de la casa que aporta al equipo y que además realiza una importante labor de “traducción” (de idioma y de conceptos) de lo que dice el entrenador a los jugadores…
    AupaBaskonia!.
    Ion.

    ResponderEliminar
  3. Buenas.

    De entrada dar las gracias a velimir por su análisis.

    Sobre esta última IV parte, tan sólo comentar que si bien es cierto que ha sido con la plantilla "casi" al completo (dato este importante, ya que no hemos podido contar con toda la plantilla durante el teimpo necesario para poder ver el rendimiento global -la final y especialmente las semis contra el Madrid hubieran sido distintas "en teoría" con Barac para dar descanso a Tiago, ante la batería de interiores asaltando el inexpugnable castillo brasileño-) cuando ha mostrado un alto nivel, desde la implicación, disciplina, aceptación de roles, sacrificio por el grupo, defensa y en definitiva juego, exprimiendo al máximo nuestras virtudes y martilleando las grietas del rival, creo que allá por Diciembre, coincidiendo con el aparecer de Huertas el equipo también mostró un buen nivel, no como el del final de temporada, pero un buen nivel y con gente aún lesionada.

    Sobre el tema Dusko, yo considero una virtud también tener creer en una filosofía general, llevarla adelante y transmitirla, pero también considero una virtud ser flexible en aspectos y momentos puntuales, desde la inteligencia, no desde el cluadicar. Dusko lo ha hecho, y el máximo exponente ha sido la final, donde ha renunciado a como a él le gusta que jueguen sus equipos en pos de desactivar al trasatlantico blaugrana. Quiero decir con esto que es capaz de "adaptarse", bien claro esto último entre comillas. Vamos, que no hace la zona por que no le da la gana y no le gusta, pero que cuando ve algo efectivo, aunque a priori el prefiera un tipo de juego, defensa, ataque "X". La verdad es que esta año ha tenido que buscar soluciones por así decirlo "atípicas" por mor de las lesiones, que a la larga habrá sido un buen caldo de cultivo para esa mimetización del juego Baskonista en el momento caliente de la temporada, porque este año hemos visto jugar al Baskonia de distintas maneras acuciado por las circunstancias. En este y otos sentidos (a ver si me acuerdo de mencionar luego algún otro) ceo que Dusko no es exactamente el mismo que conocimos en su primera etapa Baskonista, pero es lo normal, la vida es evolución, y se puede cambiar en determinados aspectos sin renuciar a una filosofía global.

    Creo que en la valoración general no se puede poner ningún pero a Dusko, no sólo por el resultado final, sino por que este año ha sido el sumun de encontrarse piedras en el camino y de manera continuada, como bien comentas con las múltiples lesiones de larga y muy larga duración (lo que no quita para que a veces haga cosas que no me gustan o que me parezcan extrañas, pero es que opiniones hay una por persona y dificil es hacer coincidir dos, para que engañarnos y las valoraciones globales hechas al fianl del ejercicio arrojan lo que arrojan, y jamás encontraremos un entrenador que haga "todo" como a nosotros nos gusta).

    Por temirnar, mucha gente dice que ve al mismo Dusko de siempre, y creo que no es así, que el paso de los años le ha dado poso en el aspecto del "cómo", y es que sea lo que sea que se quiera transmitir en esta vida, el cómo, las formas, tienen mucho que ver a la hora de conseguir lo que se quiere, y llegar el mensaje llega, pero según cómo sean estas se llega a más o menos personal que es de lo que se trata (a cuantos más mejor, especialmente cuando lo que se busca es bloque).

    Un saludo

    PD: sigo pensando que el ser flexible y saber "cuando" ser flexible, especialmente esto último, es una gran virtud (dicho por un cabezón como yo -no en el plano físico :mrgreen-

    ResponderEliminar
  4. En el foro de acb.com del Baskonia se habla de la no continuidad de Ibon Navarro como segundo entrenador. ¿Qué hay de cierto en ello? Es un rumor sin más??? No me cuadra.

    ResponderEliminar
  5. Buenas.

    Gracias por borrar los mensajes repetidos Joseba, pero justo has borrado el único en el que había firmado :)

    Un saludo

    Kurt Rambis

    ResponderEliminar
  6. Buenas.

    Al último anónimo ...... eso aparece en la web del club. Sorprendido me hallo.

    Un saludo

    ResponderEliminar
  7. EL "problema" quizás es que Ibon tecnicamente y tacticamente puede que supere en nivel de conocimientos a Dusco Ivanovic y que a nivel de trabajo también es capaz de igualarle aunque puede que cobrase dos reales. Dusco tiene mucha más experiencia y trayectoria, no es comparable, pero la forma de ser de Dusco mentalmente (cabezonería) creo que le pide evolucionar en un deporte que evoluciona constantemente.

    Esto para el Club debería ser bueno pero para Dusco no. Dusco en el Baskonia es intocable porque el presi así quiere que lo sea. Querejeta ya lo dijo cuando la polémica con Spahija, todo lo que tiene que ver con el funcionamiento de la plantilla se encarga el mister y que a él no le molesten que está a otras cosas.

    Le desaría suerte a Ibón pero creo que no le va a hacer falta, lo único que espero que no se pase un año en blanco. Lo que va a ser durillo y raro es no verle con el Baskonia porque se le veía tan metido que sólo le faltaba meter las canastas.

    Por cierto soy al que le gusta derramar las cervezas... je je.

    ResponderEliminar