viernes, 20 de marzo de 2009

Momento de recuperar sensaciones


El Baskonia debe empezar desde mañana mismo a recuperar sus sensaciones positivas. Lo hará... el rival es el adecuado, con las cámaras de TVE enfocando y en el momento perfecto.

Analizando el calendario del Baskonia desde la Copa del Rey, uno descubre que, tras ganar el título, el 22 de febrero, y viajar a Milán a los dos días, sólo ha tenido un desplazamiento de por medio, el de Polonia (4 y 5 de marzo), y de eso hace ya 15 días.

La jornada de descanso y el viaje amable a Bilbo, le ha dado al Baskonia 15 días en su casa y con su pabellón para hacer una puesta a punto, que le ha dado más de un mal trago, pero que de conseguir hacer del Baskonia de nuevo un equipo en forma para lo que queda.

No pasa nada por perder en Bilbo. Nada de nada. Si pasó por perder con Olympiakos, aunque eso tiene arreglo, ya que es más importante estar bien que jugar en casa, por mucho Barcelona que sea... Ahora lo importante es recuperar el tono mental.

No me creo que el equipo esté cansado físicamente. Si me temo que el stress mental, unido a la maldita jornada de descanso, y una serie de rivales de talla menor (Cajasol, Prokom) hiciesen mella en la concentración y la frescura del equipo. Pero ahora, tras 15 días de mini-pretemporada para cargar pilas en Vitoria, la cabeza debe volver a su sitio... y las piernas, con la cabeza.

Me gusta enfrentarme al Joventut. Es un rival muy duro y rápido, de lo que te obliga a estar concentrado para competir, y de los que te mete en dinámica de partidos. Ideal para llegar a Barcelona despiertos y con las pilas puestas.

Nombres propios; Este desestress mental tiene dos nombres propios; Por un lado Pablo Prigioni. Su clarividencia ha desatascado al Baskonia cuando el tiro exterior no funcionaba. Pablo maneja con maestría el tempo de balón dentro/balón fuera, y el saber buscar la mejor de las opciones. Pues bien, Pablo ha sido quizá el que más haya notado ese cansancio mental...

Otros dos nombres propios; Rako. Sin frescura, le abandonó el acierto. Sin acierto, Rako no es nada. Sin el acierto de Rako, el Baskonia se pierde... esperemos que recupere el acierto...
Pete Mckeal. Y podría incluir también a Tiago. El habitual plan B del Baskonia cuando los triples no entran, es decir, el plan B que hace que Mickeal destroce al poste bajo a sus pares, o abuse de los cuatros que le ponen por delante desde el poste alto, se pierde... Tiago ha mantenido unos números de anotación y rebote buenos, pero sin esa chispa que le hace imprescindible. Un detalle mató al Baskonia frente a Olympiakos... cuando se había hecho lo más difícil, Tiago falló uno de sus ganchitos bajo el aro... la siguiente fue otro ganchito (chufa) de Bourussis que, definitivamente, cerró el partido.

Ahora toca recuperar sensaciones frente a la Penya. Teletovic está tocado, pero jugará... ¿lo fundamental? Recuperar las sensaciones. No es tan importante ganar al Joventut como volver a competir, a defender, a meter triples y a recuperar la chispa interior.

Hay que levantarse... el Basa, si no estamos bien de pie, no perdonará...

No hay comentarios:

Publicar un comentario