lunes, 20 de octubre de 2008

Arranca el show


En medio de la convulsión por el cerrojazo a la Euroliga, arranca la competición y arranca en Vitoria. Se recordará esta inauguración, que coincide con la de la ciudad deportiva del Baskonia y que convierte a Vitoria en el centro del baloncesto europeo, aunque sólo sea por un día.

Habréis visto que me he tratado de mantener muy al margen de la polémica Euroliga 2.0 ¿La razón? Creo que opinar de esta cuestión, cuando has titulado tu blog “Baskonia en vena” es, por decirlo de una manera suave, poco objetivo. Es evidente que a mi me gusta una Euroliga cerrada, y que el factor diferencial que hace que me guste es que el Baskonia esté dentro, y que si no estuviese, no me gustaría. No descubro nada nuevo...

Ahora bien, también, y visto desde un punto de vista objetivo, entiendo que llega la globalización y que hay que estar preparado. No se si ésta es la fórmula adecuada o no, pero imaginad si para jugar la liga ACB cada año hubiese que clasificarse. En la actualidad, tu puedes ganar la ACB, puedes descender, o puedes estar en tierra de nadie... pero cada año suben dos y bajan dos. Punto pelota. Esa estabilidad que le da a equipos medios el poder crecer, a equipos grandes el seguir invirtiendo y a los pequeños de motivación, se busca de igual manera en la Euroliga.

Si España buscase como aliciente el hecho de tener dos plazas anuales de rotación en vez de una (y eso puede ser factible), estaríamos hablando de, aproximadamente, el mismo modelo que se aplica en España, con un cupo de equipos instalados en la ACB, con otro grupo en peligro de perder la estabilidad, y con un par de equipos de la liga menor pujando por ocuparlos. ¿Es la liga ACB una liga cerrada? ¿Como se adjudicaron las plazas para esa liga? Quizá de una manera similar a lo que hablamos ahora...

¿Acabo? ¿Quien dice que no a una subida de sueldo? Sabe que su subida representa la minoración de otro, pero... ¿Renuncia?

Me olvido de la polémica. Hoy arranca la Euroliga. La división en Europa cada día es más palpable... Están los potentes equipos que siempre rondan la final four, los equipos que a priori se sabe que no pasarán de la primera ronda, y ese grupo de equipos que cada año lucha por tener suerte en el Top 16 y poder intentar dar el salto. Y el Baskonia, estará ahí... No entre los que siempre la rondan (que si) sino entre los que lucharán por un buen cruce en el Top-16 que le permita el asalto a una nueva gesta; otra final four.

Para empezar, Gordan Giricec y sus chicos de aperitivo. Esta primera fase de la Euroliga vale realmente poco, pero si que te marca la tendencia a seguir durante el año, por lo que en casa no se puede fallar. La situación del Baskonia, hoy por hoy, no es la mejor del mundo precisamente. Tiago pablo y Sergi que volverán, aunque nadie sabe como... Desde este blog, sirva también mi reconocimiento público al pundonor y coraje que mostró Sergi el viernes sobre la cancha. Le dolía, y mucho... pero se puso a las órdenes de Dusko por si lo necesitaba.

Bravo Sergi.. Aunque en esa bravura haya un toque de inconsciencia. Inconsciencia compartida por otra parte. Inconsciente quien se expone (bendita inconsciencia, eso si), inconsciente el médico que lo autoriza e inconsciente el entrenador que lo saca. Que nadie olvide que hablábamos de un partido en casa, 15 arriba, controlado, frente al Granada y en octubre. ¿Inconsciencia al cubo? Es posible...

1 comentario:

  1. Estuve en el Buesa el lunes pasado y vi a un Baskonia regulero. Fenerbahce es un equipo muy guerrero, pero inferior al Tau.

    No me gustó Shakur, es uno más dentro de una amplísima lista internacional de bases. Con Rako me sigo poniendo malo, es un chupón y no puedo con él.

    Bien por Will y Pete. Barac tiene que jugar más minutos.

    ResponderEliminar